En el marco de los 16 días de activismo para la prevención de la violencia hacia la mujer La campaña “Cambia Ahora, Solo Hazlo” realizó el 6 de diciembre en la Universidad Centroamericana UCA, el panel “No son números, son Vidas” para presentar las diferentes perspectivas de la situación de la violencia hacia las mujeres en Nicaragua y su impacto hacia otras realidades, sobre todo en adolescentes y jóvenes. Los 16 días de activismo comprende  el periodo del 25 de noviembre, Día Internacional de lucha por los derechos de las mujeres al 10 de diciembre, Día Internacional de los derechos humanos.

Participaron como panelistas Glenda Vanegas, activista y defensora de derechos humanos en Ciudad Sandino, Anibal Beancourt, Psicólogo especialista en adicciones y Kenia Regina Sánchez, Comunicadora para el cambio social y gerente de proyectos sociales, quienes brindaron sus puntos de vista y comentarios alrededor del tema, sobre cómo está actuando la sociedad para prevenir la violencia hacia las mujeres, por dónde debemos de comenzar a prevenir la violencia hacia las mujeres, qué se ha hecho para poder disminuir los índices de femicidios en Nicaragua y cuál es el rol de la adolescencia y juventud para prevenir la violencia hacia las mujeres.

“Cuando decimos, no solo son números sino vidas, es porque hacemos un llamado a no perder la sensibilidad, no conformarnos con ver las noticias o apesararnos por cada caso que vamos conociendo. Por cada mujer que ha sido asesinada han apagado los sueños y las metas de una persona, ha quedado dolor en una familia, hijas e hijos han perdido la oportunidad de crecer al lado de su madre”, expresó Kenia Sánchez, panelista.

En lo que va del año se registran 50 femicidios y otros 58 en grado de frustración. El mes de agosto fue el más sangriento, pues hubo 4 en una sola semana. Estos crímenes incluyeron estrangulamientos, puñaladas, violaciones, decapitaciones, quemada en una hoguera, entre otros. La mayoría de los agresores siguen siendo las parejas, ex parejas, familiares y otros conocidos. Las víctimas han sido desde adolescentes de 13 años hasta mujeres de 80 años.

Según la organización gubernamental Católicas de Nicaragua por el Derecho a Decidir, la mayoría de los "feminicidios" fueron ejecutados en las viviendas de las víctimas, según el reporte de la ONG. El 45 % de las agresiones contra las mujeres en Nicaragua son producto de la violencia intrafamiliar, determinó un estudio presentado hoy por el Instituto de Medicina Legal (IML).

Estos fueron parte de los datos que hicieron un llamado a la acción durante el panel para prevenir la violencia hacia las mujeres ante el grupo participante, entre ellos estudiantes, pobladores, profesionales, líderes y lideresas comunitarias de Managua, Mateare y Ciudad Sandino, quienes reflexionaron, dialogaron sobre la realidad a la que se enfrentan día a día en el país, y de la importancia de no perder la sensibilidad frente a los casos de violencia y de muertes de mujeres.

FátimaTreminio, promotora comunitaria de Mateare, compartió “Yo fui víctima de violencia en mi hogar por parte de mi pareja, abusaba de mí constantemente. Pero hubo un momento en el que fui capaz de poner un alto a esa violencia, estaba cansada de tanto maltrato. Desprendí de mi vida a ese agresor y crié sola a mis hijos. Me doy cuenta del gran favor que me hice, ninguna mujer tiene porqué sufrir de violencia por parte de nadie. Ahora que soy lideresa de la campaña, brindo mi apoyo y me solidarizo con los casos de violencia hacia las mujeres en mi comunidad”.

“Los hombres jugamos un rol importante en la prevención de la violencia hacia la mujer, tenemos que tomar consciencia de las consecuencias de nuestras acciones, para poder disminuir los índices de femicidios en Nicaragua. Es necesario que desde pequeños infundamos el respeto a la vida y aportemos en la promoción de relaciones más justas y equitativas en los hogares nicaragüenses libres de cualquier expresión de violencia”, mencionó Aníbal Betancourt, panelista.

La violencia hacia las muejres repercute en el aumento de la violencia juvenil y el consumo de drogas. Esta problemática social es parte del eje de trabajo de la sub campaña “Mi Hogar sin violencia, mi Hogar sin drogas” de la campaña "Cambia Ahora, Solo Hazlo", la cual realiza junto con la comunidad, acciones para sensibilizar y movilizar la opinión pública a favor de la prevención de la violencia juvenil y el abuso de drogas en la Costa Caribe y algunos municipios de Managua, es impulsada por la Fundación para la Autonomía y el Desarrollo de la Costa Atlántica de Nicaragua, FADCANIC, a través del proyecto Mass Media Campaign for Prevention of Youth Violence and Drugs Abuse (MMC), con el apoyo del International Narcotics and Law Enforcement Affairs (INL) de la Embajada de los Estados Unidos en Managua.

Historia de Éxito: Ana Julia Jackson, docente de secundaria y promotora comunitaria

El proceso de los debates escolares, realizado desde el proyecto “Mass Media ...

Historia de éxito Abril Alvarenga, Promotora comunitaria en Ciudad Sandino

Abril Alvarenga, de 16 años de edad, habitante de Ciudad Sandino, ...

© Copyright 2015. Desarrollado por SIMAS